Tag Archives: iglesia

Día 312: Un cumpleaños diferente

Día 312: Un cumpleaños diferente
En la puerta de Mdina

En la puerta de Mdina

Hoy es un día especial, es mi 28º cumpleaños! Dei nos ha dejado solos porque con estos días de guía turístico se le ha ido acumulando trabajo. Así que hoy hemos aprovechado y nos hemos levantado un poquito antes para aprovechar el día.  Por la mañana hemos ido a Mdina,  una ciudad amurallada situada en el centro de Malta. Hemos visitado la oficina de turismo para conseguir un mapa y alguna que otra guía de Malta y Gozo, aunque sea un poco tarde, la guardaremos de recuerdo. Justo al lado hay una tienda de Mdina Glass, así que hemos estado echando un vistazo a las pequeñas y algunas no tan pequeñas obras de arte realizadas con cristal. Hemos visto posibles regalos que a la vuelta hemos comprado.

Después hemos estado paseando por la ciudad y hemos entrado en la Catedral de San Pablo, nos ha costado 5 € por persona, también incluye la entrada al museo de la catedral. Allí se pueden ver todo tipo de artilugios de la iglesia (pinturas, monedas,túnicas, etc). Si te gustan todo este tipo de cosas, te parecerá interesante, a nosotros no nos gustó mucho la verdad, bueno a mi madre sí.

Luego decidimos ir a visitar las catacumbas de Rabat, aunque al final no hemos entrado porque costaba otros 5€ por persona y estábamos un poco cansados. Así que hemos vuelto a coger el coche y nos hemos dirigido hacia el noroeste de la isla para ir a Ghajn Tuffieha Bay. De camino nos ha empezado a llover, pero una vez allí, saliendo del coche, ha empezado a llover con más fuerza, así que no hemos tenido que meter en el coche a esperar a ver si dejaba de llover. Después de llegar hasta allí no podíamos irnos sin ver la playa al menos, así que cuando ya no llovía tan fuerte hemos bajado a verla. La verdad es que era una playa bastante bonita, pero la lluvia no nos ha permitido quedarnos más tiempo. Así que después de haber bajado las interminables escaleras, nos ha tocado subirlas y hemos llegado arriba sin aliento.

Hemos vuelto a St Julians para comer, hemos pasado primero por casa de mi hermano, pero seguía liado y ha preferido quedarse en casa. Nosotros hemos comido en el Peppi’s, estaba todo muy bueno. Mi padre ha decidido probar hoy el conejo, parecía estar hecho de forma distinta al que probamos ayer en Xlendi, pero mi padre ha dicho que estaba muy bueno. Así que ahora tenemos la duda de como es el plato típico Maltese Rabbit…

Después de comer, Javi ha ido de nuevo a casa de Dei para ir a recoger a David al aeropuerto, que llegaba hoy después de haber estado más de dos semanas de vacaciones en España. Mientras tanto mis padres y yo nos hemos quedado en la piscina de su hotel, aunque más que una piscina parecía una bañera, pero para refrescarte era suficiente.

The Parranda

The Parranda

Por la noche, nos esperaba la famosa Parranda. Así que una vez estábamos arreglados, sobre las 21:00 , hemos ido a buscar a mi padres y nos hemos dirigido al Surfside. Cuando hemos llegado no había mucha gente ya que por lo visto se empieza a animar sobre las 23:00. Mientras tanto hemos estado cenando en plan picoteo, que hoy no teníamos mucha hambre, el clima húmedo nos la quita. Eso sí, no ha podido faltar una porción de tarta de chocolate para celebrar mi cumpleaños, así que Dei ha improvisado cogiendo una vela de las gordas que tienen en las mesas para que soplara y pidiera el deseo correspondiente.

Allí hemos conocido a muchos de los amigos de mi hermano y David, de algunos ya habíamos oído hablar en alguna ocasión. El ambiente que se crea cada sábado en el Surfside creo que es inmejorable para pasar un buen rato entre amigos. A eso de las 00:00 hemos decidido irnos a casa a descansar ya que estábamos agotados y así hemos dejado a mi hermano y David disfrutar de la Parranda a su aire.

 

Día 287: Lola y Fran bajo el agua de la Azure Window

Día 287: Lola y Fran bajo el agua de la Azure Window

Hoy martes hemos decidido alquilar un coche mientras el Rojito está en el taller para dejar a David y Dei descansar un poco de nosotros, que deben estar un poco harticos… Nos han ofrecido un Chevrolett Spark, que hemos conseguido a través de Budget (Avis) a razón de unos 29 € al día. Como nos salía más barato alquilarlo tres días (martes, miércoles y jueves) en lugar de dos, hemos optado por aprovecharlo. Este primer día con coche hemos cogido el Ferry en Cirkewwa para ir hasta Gozo. Nos ha costado 20€ el traslado de dos personas y un coche- ida y vuelta- hasta la isla vecina. Un trayecto que por cierto se paga a la vuelta, en el puerto de Mgarr.

Għajnsielem

Għajnsielem

Allí es, precisamente, dónde hemos desembarcado a las 13.00h. Desde este punto de la isla de Gozo hemos decidido recorrer todos los pueblos de Este a Oeste. Pasando por Ghajnsielem (ciudad que- creo- acoge la enorme cúpula que se ve desde Malta y Comino), Qala y Nadur, hemos llegado hasta la Ramla Bay, una playa al norte, pero en la que no nos hemos bañado porque yo ya la conocía de la última vez que estuve en Malta con Dei y David y porque Fran prefería descubrir otros lugares. Hemos estado en Marsalforn, un pueblo cercano a Ramla Bay, también al norte de la isla con una pequeña bahía donde hemos comido un sandwich que habíamos preparado.

Para aprovechar el tiempo, pensamos en tomar café en Victoria, donde había mercadillo, pero tras dar un paseo por la ciudad, el calor nos ha empujado directamente a buscar la Azure Window. Era el destino más esperado, sobre todo para Fran, que no lo conocía, había visto las fotos y además le habían comentado que era una de las localizaciones de Juego de Tronos. Nos ha costado llegar hasta ella porque hemos pasado por diferentes pueblos como Zebbug, Ghasri, Gharb y San Lawrenz, y porque hemos intentado encontrar la referencia que hacía en un cartel a Ulises. Llamados por la curiosidad al intuir que la leyenda tendría protagonismo en algún punto de la isla, hemos dado unas cuantas vueltas sin encontrar finalmente nada. Ahora desde casa y con ayuda de Internet, sí hemos conocido que cuenta la tradición que Gozo es la Ogigia de la Odisea, y cerca de Xaghra está la cueva de Calypso, que al parecer fue la hermosa ninfa que cautivó a Ulises durante siete años, mientras Penélope le esperaba. ¿Qué romántico, verdad? Bueno…Aquí os dejo un artículo de Público donde explica algo más de este mito y del protagonismo de la isla de Gozo en la leyenda de Ulises.

Zona para bañarse en la Azure Window

Zona para bañarse en la Azure Window

Preparados con gafas y tubo, hemos buceado debajo de la Azure Window, que hasta ahora yo siempre había visto desde arriba y que Fran aún no conocía. Como era de esperar, nos ha sorprendido la inmensidad del azul mediterráneo en todas sus tonalidades (desde el turquesa al azul oscuro), los peces, los corales y la vegetación marina. Además las vistas desde abajo también son impresionantes, te sientes muy pequeño bajo esa enorme roca. Por cierto, no olvidéis llevar «cangrejeras» o chanclas atadas porque resbalan mucho las piedras que llevan al acceso del agua bajo la «Ventana». Las probabilidades de caer al agua con la mochila puesta (cámara de fotos, tabaco y cartera incluidas), son muy altas. Un último cigarro en el lugar donde Khaleesi y Drogo, uno de los protagonistas de Juego de Tronos, se casaron y tras habernos hecho las correspondientes fotos hemos vuelto hacia Mgarr para coger el Ferry de vuelta a casa de David y Dei.

Iglesia de Mosta

Iglesia de Mosta

Lo destacable de Gozo es que tiene más vegetación y la vista es más bonita que en Malta mientras recorres la isla en coche. Un día más hemos disfrutado del mar, del sol y los atardeceras desde este punto del Mediterráneo, de cada pueblo, cada uno de ellos, con su iglesia enorme, sus calles y casas de color arena. Casi todos, por cierto, preparados para las fiestas o reponiéndose de ellas.

Esta noche de martes hemos cenado en Mosta en casa de Lola y Elena con Cristina, David, Dei y María (hermana de Lola que también está de visita en la isla). Con cervezas, vino, tortilla de patatas, ensalada, pisto, humus y lomo hemos terminado un día estupendo.  A la luz de las velas en la terraza de la casa de Lola y Elena, con la cúpula de la catedral de Mosta al fondo y con lluvia de estrellas incluida.

Día 257: Cumpleaños de Lola

Día 257: Cumpleaños de Lola

Hoy era el día de una de nuestras mejores amigas de Malta, la Lola. Apenas lleva tres meses en la isla, pero enseguida se ha hecho un gran hueco entre todos nosotros con ese desparpajo y ese arte que no se puede aguantar. Para ella la vida en Malta es un ‘caxondeo’ continuo, y es que su aventura de Malta la está viviendo de la manera más intensa posible. Por todo eso y porque es capaz de sacarte una sonrisa en cualquier tipo de situación, hoy no podíamos perdernos por nada del mundo la celebración de su cumpleaños en su casa de Mosta.

Foto de grupo

Foto de grupo

Cuando Javi y Sara han vuelto de su excursión por Marsaxlokk y St Peter’s Pool, nos hemos duchado y adecentado para el evento de esta noche y a eso de las ocho de la tarde, hemos partido hacia Mosta. Cuando hemos llegado a casa de Lola y Elena, ya estaban por allí muchos de los invitados, pero faltaban muchos otros por llegar, así que David ha ido a enseñar a Sara y Javi la que, en nuestra opinión, es la iglesia más bonita de todo Malta, la iglesia de Santa María Asunción o Rotunda Mosta, como es conocida por los malteses. Ese era el escenario de fondo esta noche, ya que desde la azotea de Lola y Elena, donde tenía lugar la celebración, se ve perfectamente la bonita cúpula que tiene esta iglesia.

Cuando han vuelto, ya había llegado casi todo el mundo y ha empezado la celebración. Lola, como buena cocinera que es, había preparado una paella para la ocasión, y también tortilla de patatas y pisto. A los diez minutos de sacar la cena, ya no quedaba nada, y más de una ha acabado chupando la paellera, así que ya os podéis imaginar como estaba todo. Después ha llegado la tarta, el feliz cumpleaños, las fotos y al final hemos acabado la noche bebiéndonos un chupito de tequila haciendo honor a la cumpleañera.

 

Día 211: ¡He podido conocer The Parranda Beach!

Día 211: ¡He podido conocer The Parranda Beach!
Amaneciendo en Gozo

Amaneciendo en Gozo

Hoy nos hemos despertado en ese fantástico ‘casoplón’ de Gozo. Poder disfrutar de un buen desayuno sentado al lado de la piscina no tiene precio. Como Dei tardaba más en levantarse, David, César y yo nos hemos ido de paseo con el ‘Rojito’ a conocer un poco más la isla. Hemos entrado en una catedral que se encuentra en Ta’ Pinu, la cual por dentro daba un poco de ‘yuyu’ porque tenía cientos de ofrendas de gente gracias a los supuestos milagros que habían tenido, así que me quedo con la fachada que eso sí era impresionante. Después nos hemos perdido por los caminos para llegar a un acantilado que conocía Cesar y poder disfrutar de unas vistas fantásticas al lado de un campo de cebollas (chicos, no vayáis en chanclas, hacedme caso).

La pena es que en breve teníamos que abandonar Gozo porque mañana teníamos que celebrar el cumple de Dei y había que comprar miles de cosas para la celebración y prepararnos para ‘The Parranda Beach’, que era esta misma tarde. Así que hemos cogido el ferry de vuelta con todo el dolor de mi corazón, porque estaba realmente a gusto, y hemos vuelto a Malta. Nada más llegar Dei y yo nos hemos puesto a hacer la comida, algo rápido y rico, huevos con patatas. Después David y Dei se han ido a comprar las cosas para la fiesta de mañana. Mientras, yo he aprovechado para echarmer la única siesta de quince minutos que he tenido en estos días.

En The Parranda Beach Party

En The Parranda Beach Party

17:30h, llegamos al ‘Surfside’ que es el local donde se celebra la fiesta más importante (porque lo digo yo) de Malta. Allí hemos estado unas horitas de tranqui, escuchando a la Kinki Blonde pinchar buena música española, con un mojito en la mano y a pie de playa con unas vistas espectaculares. A las 19:30h Lola y Laura se han hecho cargo del Photocall y vestidas con bien de ‘avíos’ flamencos se han ido por la calle a promocionar la fiesta, no sin antes hacerse unas fotos con nosotros (vaya terremoto de mujeres y qué encanto tienen).

Poco a poco la fiesta ha ido cogiendo forma, la gente ha ido llegando y he vuelto a reencontrarme con muchos de los que conocí el jueves y con mucha más gente (bien de gente y bien de nacionalidades). Tengo que admitir que la fiesta es cojonuda, no puedes tener más buen rollo en un sítio más idílico. Y si encima a eso le añades que puedes cenar en el sitio y tomarte uno de los mejores risottos que has probado nunca, sólo me queda decir: “¿dónde hay que firmar para vivir aquí?»

A las 0:00 más o menos mi cuerpo me ha dicho que necesitaba descansar y David me ha acercado a casa, así que he podido ver lo que quedaba de Eurovisión y descansar un número de horas dentro de lo normal que el día de mañana va a ser muy grande.