Tag Archives: fiesta

Día 332: La aventura de Javi y Closing Party de Gianpula

Día 332: La aventura de Javi y Closing Party de Gianpula
Javi en Santa Maria

Javi en Santa Maria

Tras tomar un desayuno mediterráneo de zumo y cereales estamos preparados para empezar el día. Ya que hacia un día soleado, hemos decidido aprovechar para visitar una de las islas más espectaculares del mar Mediterráneo, Comino. Esta isla es archiconocida por su gran playa “Blue Lagoon”, impresionante playa de rocas con el inconveniente de estar llena de turistas por su fama. No es la única playa que podemos encontrar ahí, ya que en esta isla podemos encontrar algunas otras playas paradisiacas, como por ejemplo Santa María Bay. Ya que preferíamos disfrutar de un poco de calma, al coger el barco (por 8 euros) les pedimos bajarnos en esta playa. Agua cristalina y tranquilidad. Tranqulidad y agua cristalina. Eso es lo que esta pequeña playa ofrecía.

 

Blue Lagoon

Blue Lagoon

Tras descansar y comernos un bocata que habíamos comprado antes de coger el barco por 3 euros, hemos decidido caminar hasta la Blue Lagoon. Veinte minutos caminando y el agua azul intenso con tonos turquesas nos rodeaba. El paisaje era impresionante. Una vez hemos llegado, tras darnos un chapuzón, hemos alquilado unas gafas y un tubo por 5 euros (+5 euros de fianza) y hemos estado practicando snorkel. Hemos nadado hasta una isla cercana, Cominotto, y en el trayecto hemos disfrutado de las grandes bancos de peces de colores rayados que nos acompañaban. A las 17:30 de la tarde el último barco partía de la Blue Lagoon hacia Malta, así que no hemos tenido más remedio que abandonar la isla. El viaje de vuelta ha sido increíble. El barco nos ha dado una vuelta por las grandes rocas que se encuentran en medio del mar.

Café del Mar

Café del Mar

Tras llegar a la isla, de vuelta a casa, hemos pasado por el pueblo de Popeye y nos hemos hecho la típica foto con ese pueblo tan particular. También hemos pasado por Café del Mar y nos hemos tomado una Corona por unos 3 euros. Es un sitio con música chill out lleno de hamacas donde se puede disfrutar de un gran atardecer dentro de una piscina cuyas aguas se juntan con el mar.

Gianpula

Gianpula

Al llegar a casa hemos cenado pizza casera by Deibit y después de prepararnos hemos ido a hacer botellón a la entrada de la discoteca Gianpula que hoy celebraba su cierre. Al llegar con el coche nos hemos encontrado un atasco enorme. ¡Toda la isla estaba intentado tener su sitio en esta gran fiesta! A pesar de todo, no ha sido muy difícil encontrar aparcamiento, ya que la discoteca se encuentra en medio de un descampado. Mucha gente y mucha cola para entrar pero hemos tenido suerte ya que una de las amigas de los anfitriones tenía lista y por 6 euros (sin consumición) hemos conseguido entrar a la fiesta sin necesidad de hacer cola. Muy buen ambiente, la música bastante house/comercial (yo soy más de indie así que no voy a entrar a hacer valoración). La verdad es que esto era una gran fiesta con todo el mundo dándolo todo. Las copas una vez más a 2.50 euros, eso sí, en vaso de cumpleaños donde escatimaban hasta en el refresco, pero bueno, por ese precio no puedes pedir mucho más. A las 4:30 de la mañana las buses que llevaban a la gente a la discoteca partían y hemos decidido que también era nuestra hora. Gran noche de cierre para Gianpula.

Día 305: La noche más larga

Día 305: La noche más larga

Hoy sábado era día The Parranda. Durante toda la semana hemos estado promocionándola mediante un vídeo bastante gracioso que grabamos la semana pasada y que aún no había subido, así que aquí os lo dejo para que no os quedéis sin ver las apariciones de la Kinky, Elena, De la Hera, La Paredes, Nuria y demás. Gracias por vuestra colaboración chicos:

Como tanto David como Carmen siguen de vacaciones en España, hoy también me ha tocado estar solo desde el principio organizando toda la historia, aunque enseguida ha llegado la Kinky y ha empezado a poner música. Ya sabéis que al principio ponemos música más tranquila, más chill y vamos increcendo según van pasando las horas. A partir de las once es cuando siempre se llena el Surfside y últimamente la gente aguanta allí hasta la hora de cierre, que poco a poco hemos conseguido que sean las 4 de la mañana.

Y se nos hizo de día...

Y se nos hizo de día…

Como siempre, algunos nos quedamos con ganas de más, así que después de cerrar me he ido en taxi a Paceville con algunas de las amigas de Elena que han venido estos días a visitarla. Una vez hemos llegado allí, ellas han decidido irse, pero yo he decidido continuar la fiesta con Pedro y Elena, que han aparecido en el momento más oportuno. Cómo no, hemos ido al Native, donde juraría que hemos estado hasta que lo han cerrado, aunque no lo tengo muy claro. Después, ya de día, les he acompañado al autobús, pero teníamos una conversación tan interesante que hemos decidido irnos a desayunar juntos los tres. Cuando íbamos de camino, nos han invitado desde una terraza a subir a una casa, y para arriba que hemos ido los tres sin pensárnoslo mucho. Después de aceptar una última copa y charlas un rato con ellos, esta vez sí, nos hemos ido a desayunar.

Hemos desayunado en un bar que está justo enfrente del Barcelona, donde cualquier cosa que te pidas para desayunar vale un euro, desde un sandwich a un bollo. Después de desayunar, hemos empezado a pedir cervezas y al final hemos acabado en las fiestas de St Julian’s. Podría seguir contando cómo ha seguido la cosa, ya que al final se nos han juntado dos días, siendo esta la noche más larga que he pasado desde que estoy en Malta, pero eso ya lo dejo para mañana.

Día 284: Fiestas de guardar

Día 284: Fiestas de guardar
Hoy era sábado The Parranda y como cualquier fiesta de guardar, hemos intentado descansar para estar al 100% por la noche. Nos hemos levantado tarde y tras un desayuno de campeones- con su tostada de tomate, huevo revuelto, café y zumo-  nos hemos ido al Tower a comprar. David y Dei tenían trabajo que hacer, por lo que Fran y yo hemos decidido ir a nadar al muelle de Balluta. Con las gafas y el tubo, hemos pasado un buen rato bajo el agua disfrutando de la vegetación y los pececillos; parece increíble que tan cerca del muelle y la gente haya todo un mundo… Al volver, Dei había preparado un arroz con verduras buenísimo, y lo hemos reposado bien… Este sábado tarde ha sido de relax, cafelito y un par de pelis: “Primos” y “Promoción Fantasma”, la primera más recomendable que la segunda.
The Parranda

The Parranda

David y Dei se han ido a preparar la Parranda y nosotros hemos cenado en casa. Cuando hemos decidido salir de casa para irnos The Parranda, nos ha sorprendido aparecer en Sliema Ferries mientras intentábamos llegar al Surfside atajando. Nos habían dicho que por el interior podíamos atajar, pero el resultado ha sido una hora caminando, eso sí, hemos podido ver todo el paseo marítimo de Sliema. Aún así, hemos llegado a tiempo para “Parrandear”. La fiesta, como no podía ser de otra manera, ¡nos ha encantado! Hemos conocido gente estupenda, hemos bailado al son que marcaba la Kinky Blonde y nos han dejado un cuerpo estupendo todos los Long Island que nos hemos tomado. Después de cerrar la Parranda, nos hemos vuelto a casa, esta vez por la costa, para no perdernos.

Día 277: Música española en directo

Día 277: Música española en directo

Desde que empezamos a hacer The Parranda en Surfside, tuvimos claro que queríamos apostar por la música española en directo. Hasta día de hoy han pasado cuatro formaciones distintas por nuestro escenario y esperamos que pasen muchas más. Hoy era el turno de David Vázquez y Carmen Toledo, que habían preparado varias versiones de canciones aflamencadas. Carmen ya  estuvo tocando en The Parranda hace un mes canciones de su repertorio y David se estrenaba hoy.

David Vázquez y Carmen Toledo

David Vázquez y Carmen Toledo

A eso de las siete y media ha empezado el concierto con bastante gente que se ha animado a ir a verles y pasar una tarde diferente. “Corazón partío” ha sido la primera en sonar y le han seguido otras como “Tu recuerdo”, “Tu calorro” o “La bien pagá”, con la que Carmen nos ha puesto los pelos de punta. También se ha subido al escenario Bea, más conocida como la Kinky Blonde, y ha interpretado con Carmen dos canciones de Bebe, “Siempre me quedará” y “Buscome”. Al final la gente se ha animado a salir a bailar y la cosa ha terminado como una auténtica fiesta.

Inmediatamente después ha empezado The Parranda Beach Party, con la genial música a la que la Kinky nos tiene acostumbrados. Hoy la cosa se ha animado más pronto que de costumbre y antes de las diez, mientras nosotros cenábamos, ya había gente bailando. Aunque no me encontraba demasiado bien, porque parece que David y yo hemos vuelto a pillar un virus, allí he aguantado como un campeón hasta el final. A las tres, después de la Parranda, hoy había prevista una afterparty de la fiesta de Calvin Harris en el Surfside, así que nos hemos quedado un poco a verla por curiosidad, pero parece que  no ha tenido mucho éxito la cosa, así que no he tardado mucho en irme a casa.

Día 265: La gran noche de Carmen

Día 265: La gran noche de Carmen

Hoy le voy a dedicar el post a la persona más importante que he conocido en esta aventura, Carmen. La conocimos un 5 de Octubre, sólo tres días después de aterrizar en Malta, en una manifestación por la visita de Rajoy en Valletta. Después de esta mini concentración, decidimos ir a tomar algo juntos al Bridge y allí pudimos conocernos un poco mejor. Parece que conectamos, así que cuando íbamos de vuelta a casa, antes de bajarnos del autobús, nos intercambiamos los teléfonos rápidamente.

Mi Teta

Con mi Teta en The Parranda

Cuando nos propusieron la locura de hacer una fiesta española, ya era una de nuestras grandes amigas aquí en Malta y quisimos que formara parte de esto, así que le propusimos formar un equipo juntos y ella aceptó encantada. De esa forma nació The Parranda hace ya ocho meses. Eso hizo que nuestra relación se estrechara aún más y que empezáramos a compartir las alegrías y, a veces, las penas. Durante todo este tiempo ha sido uno de mis grandes apoyos en la isla y seguro que sin ella esta aventura habría sido completamente distinta.

Hoy era la celebración de su cumpleaños, que en realidad es mañana, pero como teníamos pensado dormir todos juntos, a partir de las doce podríamos felicitarla. Desde hace una semana le veníamos preparando una sorpresa, que sabíamos que sería algo que le haría muy feliz, una colecta entre todos sus amigos para que pueda grabar su primer EP. Además de que se lo merezca como persona, todos los que la hemos escuchado sabemos que se lo merece como artista. Durante todos estos días hemos estado intentando recaudar lo máximo posible entre toda su gente sin que ella se enterara y hemos conseguido que así fuera hasta hoy.

La prueba del delito

La prueba del delito

La celebración de su cumpleaños consistía en una fiesta de pijamas en la azotea de Elena y Lola, en Mosta. A eso de las ocho hemos salido de casa con la intención de llegar lo antes posible, pero ha habido un inconveniente. Cuando hemos ido a buscar el coche, nos hemos dado cuenta de que nos lo habían movido. Cuando ayer lo aparcamos, lo dejamos en posición horizontal, alineado con el resto de coches, y cuando lo hemos encontrado hoy, para nuestro asombro, estaba colocado en posición vertical obstruyendo un poco la calle. Además, como no podía ser de otra forma, teniamos una multa. Con todo esto hemos decidido ir a comisaría para intentar aclarar la historia, pero nos han mareado de una comisaría a otra y al final no hemos solucionado nada. En fin, esto es Malta.

Como nos han dicho que hasta que el agente no llegara el miércoles no podíamos hacer nada, nos hemos olvidado del tema y hemos partido hacia Mosta. Allí nos hemos encontrado con una celebración muy íntima en la que estaban Laura, Cristina, Elena, Bea, Alberto, Lola y la protagonista. En la azotea, con unas vistas impresionantes a la iglesia de Mosta hemos empezado a cenar, compartiendo lo que cada uno habíamos preparado. Después de cenar, mientras nos tomábamos una copita, no podíamos parar de mirar el reloj, teníamos muchas ganas de que fueran las doce, para que Carmen soplara las velas y sobre todo, para ver su reacción al descubrir su regalo.

Crowdfunding

Crowdfunding

Por fin han llegado las doce e inmediatamente después de que soplara las velas y se pusiera a cortar la tarta como si no hubiera un mañana, le hemos entregado una cartulina a modo de vale, en el que podía leerse “Grabación del primer EP de Carmen Toledo” como título. Cuando lo ha leído, se ha quedado como si le hubiéramos regalado un collage, sin asimilar la magnitud del regalo que tenía entre las manos. Una vez ha ido leyendo la descripción de su regalo, se ha dado cuenta de lo que conllevaba éste y su emoción ha aumentado infinitamente hasta convertirse en lágrimas. También le hemos dado un ordenador para que viera con sus ojos de qué estabamos hablando y tecleando como ha podido, por fin ha conseguido entrar en la página y descubrir que había un Crowdfunding detrás de todo esto. La verdad es que el resto también estabámos muy emocionados por verla tan feliz, yo me he tirado un buen rato temblando por los nervios de darle el regalo, me suele pasar cada vez que hago un regalo. No hay nada más bonito que poder hacer feliz a alguien. Si queréis participar en el crowdfunding, todavía estáis a tiempo, con sólo 5 euros tendréis el cd una vez esté fabricado.

Después del gran momento, hemos visto el vídeo que le había grabado su hermana en el que su familia y amigos le felicitaban y también el de su amiga Ana de Albacete. Carmen se ha vuelto a emocionar al ver ambos. Además, para seguir con los sentimientos a flor de piel, había preparado un juego de preguntas en el que nos teníamos que sincerar y contarte nuestros secretos. Unas cuatro horas de preguntas y respuestas bastante sinceras y emotivas, hasta que hemos ido cayendo uno a uno, algunos durmiendo en los colchones que habíamos colocado en la azotea y otros en las camas de Lola y Elena. Una noche inolvidable.

Día 263: ¡Estrenamos banderines!

Día 263: ¡Estrenamos banderines!

Como ayer nos volvimos pronto del Marsovin Summer Wine Festival, hoy nos hemos levantado bastante pronto. Aunque es sábado, teníamos cosas que hacer, así que hemos estado todo trabajando un poco. Yo he estado diseñando el cartel para un gran evento que se acerca y que todavía no podemos desvelar. Sólo podemos decir que tendrá lugar el 31 de Julio, así que ya podéis iros reservando ese día por lo que pueda pasar.

Los camareros del Surfside

Los camareros del Surfside

Por la tarde tocaba irse The Parranda, que como ya sabéis, es todos los sábados a partir de las 19:00 en el Surfside. Nosotros hemos ido un poco antes para preparar todo el equipo de sonido e ir poniendo algo de música, ya que Bea hoy empezaba a pinchar a partir de las ocho. También nos ha dado tiempo a bebernos el primer mojito tranquilamente mientras contemplábamos el atardecer. Pasadas las ocho han llegado Bea y Carmen desde Bugibba y, mientras el Surfside se iba llenando, hemos colgado unos banderines que Carmen había hecho manualmente con ropa que Ana Paredes le había regalado. Como diría la gran Lola, aquí no se tira nada. La verdad es que tenemos que felicitarla por su trabajo porque han lucido muy bonitos en la fiesta.

Hoy como continuaba el festival del vino, la Parranda ha tardado en llenarse más de lo habitual, pero a eso de las doce ya estaba el Surfside abarrotado de gente con ganas de pasárselo bien. Como contratiempo de la noche, nos hemos quedado sin batería en la cámara de fotos, así que apenas hemos podido inmortalizar momentos con el photocall, una pena. Como a las dos había mucha gente, hoy nos han dejado terminar a las tres, así que hemos tenido una horita más de fiesta. Una vez más, gracias a todos por venir cada sábado.

Día 256: Inmersión en The Parranda

Día 256: Inmersión en The Parranda

Hoy hemos amanecido pronto con el objetivo de hacer una par de inmersiones en la isla. Lo primero que hemos hecho es ir hasta Mellieha para buscar la escuela de submarinismo que nos habían recomendado. El dueño es un maltés muy gracioso que habla perfectamente español e italiano y nos ha ayudado bastante en el bautismo. Hemos ido hasta Popeye Village en Anchor Bay, para realizar la inmersión. Actualmente es un parque recreativo nutrido de los edificios e instalaciones que se construyeron en 1980 para la película ‘’Popeye’’, protagonizada por Robin Williams y dirigida por Robert Altman. Parece que los malteses han sabido sacarle algo más de provecho a este mediocre film.

Hervás en The Parranda

Hervás en The Parranda

Con la llegada de la noche se acercaba el momento de conocer la tan nombrada The Parranda. Hemos llegado al SurfSide a eso de las nueve, para cenar. Cenita muy rica, unas vistas increíbles, buena compañía y una anécdota acerca del Cajun Chicken, que digamos que nos ha salido muy bien de precio. A medida que han ido pasando las horas, y siempre bien amenizados por nuestra paisana DJ Kinky Blonde, la cosa se ha ido animando. Un buen grupo de españoles ha ido haciendo aparición y a ritmo de mojitos y pachangueo el ambiente ha ido in crescendo. Lo cierto es que nuestras expectativas se han quedado cortas cuando hemos visto que toda la planta baja del Surfside bailaba a ritmo “español”, y entonaba clásicos temas reivindicativos para conmemorar el Día del Orgullo LGTB. A todo esto, y antes de que diéramos por concluida nuestra Parranda, ha aparecido por allí don Toni Doblas, antiguo portero del Betis, que está de pretemporada con su actual equipo y que ha hecho las delicias de un servidor. Sin duda, el broche perfecto para un día inmejorable.

Día 219: El primer The Cañeo

Día 219: El primer The Cañeo

Después de crear The Parranda, nos quedamos con ganas de un evento de mañana, de comer, de tapas, de cañas.  De ahí nació The Cañeo hace por lo menos un par de meses pero no se ha hecho realidad hasta hoy. Hoy era la primera vez que lo hacíamos y el sitio elegido para hacerlo ha sido el Me Lounge, un bar con una terraza increíble que está situado en la mismísima Spinola Bay, justo al lado del mar, así que imaginaros las vistas.

The Cañeo con la family maltesa

The Cañeo con la family maltesa

El evento tenía lugar a las doce y media del mediodía, así que un poco antes nos hemos puesto rumbo al Me Lounge con el Rojito, que una vez más nos ha vuelto a dar otro “susto”. Desde hace unos días, no nos funciona el indicador de gasolina y hoy, nada más bajar la cuesta de Balluta Bay, justo al lado del hotel Meridien, nos hemos quedado tirados, así que yo, como iba con la hora justa, me he bajado y he ido andando hasta el sitio con Laura y Cristina, que justo nos estaban esperando ahí. Mientras tanto, David se ha tenido que ir a buscar una garrafa de gasolina a la gasolinera más cercana que estuviera abierta un domingo por la mañana. Era imprescindible que viniera con el coche, ya que ahí llevábamos todo lo necesario para nuestro photocall-escenario, entre muchas otras cosas, llevábamos una mesa.

Cuando hemos llegado al Melounge ya había gente con su caña esperando la correspondiente tapa prometida, en ese momento ha comenzado The Cañeo. La idea consiste en cinco rondas, que vienen siendo cinco cañas, con sus correspondientes cinco tapas  (2 euros la caña con la tapa). Gazpacho, tortilla, croquetas, patatas ali-oli y pisto, esas eran las cinco tapas que habíamos elegido para hoy. Con ellas, hemos repartido unos papeles en los que los camareros iban anotando por qué ronda iba cada uno. Si te tomabas las cinco, te invitaban a un chupito. Después hemos empezado con las copas y, como la música no dejaba de sonar y los cuerpos ya estaban bastante animados, también han empezado los bailes. Allí hemos estado hasta las diez de la noche, super a gusto, pasando el domingo de una manera diferente. Más de uno ha cogido una de las dos camas balinesas que hay y no la han soltado hasta esa hora. Esto no será un evento semanal, así que avisaremos para la próxima. Muchas gracias a todos los que os habéis animado esta primera vez a ciegas.

Día 212: Fiesta de cumpleaños en Ghajn Tuffieha Bay

Día 212: Fiesta de cumpleaños en Ghajn Tuffieha Bay

Hoy nos hemos levantado más o menos pronto para ponernos rumbo cuanto antes a Ghajn Tuffieha Bay, la playa donde tenía lugar la celebración de mi cumpleaños, que, aunque es mañana, he preferido celebrarlo un domingo. Pedro ha sido el más madrugador, cuando nos hemos levantado, ya había recogido toda la casa y estaba listo para salir. Una vez hemos preparado todo, con el coche bien cargado, hemos pasado a recoger a Laura y Piotr, y los cinco hemos partido hacia esa pequeña playa situada en la parte noroeste de la isla. De camino hemos parado en Bugibba para comprar un saco de hielo, ya que en Malta esto no es tarea fácil en la tienda Gormina (5€ el saco grande).

Foto de familia

Foto de familia

Hemos sido los primeros en llegar junto con Carmen y Alberto, así que nos hemos bajado a la playa para buscar un sitio donde pasar el resto del día. Realmente no hemos buscado mucho, ya que nos hemos situado al principio, justo al lado de las escaleras. Enseguida ha empezado a llegar el resto de la gente y poco a poco hemos formado un grupo de unas 20 personas. La sorpresa del día ha sido cuando Raúl y Lola han aparecido con una paellera, dos camping gas y todos los ingredientes necesarios para hacer unas migas con chorizo. Muchas gracias por este detallazo, chicos. También teníamos barbacoa, así que ya os podéis imaginar el festín que hemos montado.

Después de comer nos hemos tomado el daikiry de sandía que yo mismo había preparado, como cada año hago para mi cumpleaños. La verdad es que la imagen con la sandía en la mano y la playa de fondo no podía ser más idílica. Hoy hacía bastante viento, pero aún así algunos valientes se han atrevido a bañarse, aunque la mayoría hemos optado por estar en la arena. Desde allí hemos podido contemplar el atardecer mientras escuchábamos las bonitas canciones de Carmen, que nos ha puesto la piel de gallina una vez más.

Cuando ha anochecido muchos ya habían abandonado la playa y los que quedábamos hemos empezado a tener un poco de frío y hemos decidido trasladar la fiesta a casa de Lola y Elena, que como viven en Mosta, nos pillaba bastante cerca. Allí hemos preparado otra barbacoa con las cosas que habían sobrado de la comida y hemos alargado la fiesta hasta la medianoche, momento en el que me han cantado cumpleaños feliz por enésima vez. Enseguida nos hemos retirado, que desde por la mañana, ya estaba bien.

¡Muchas gracias a todos los que habéis venido! Me habéis hecho pasar un día genial haciéndome sentir como en casa.

Día 159: Hippie Spring Party en Kalkara

Día 159: Hippie Spring Party en Kalkara

Hace unos días el grupo de voluntarios europeos nos mandó un evento de Facebook bajo el nombre “Hippie Spring Party”, así que como imagináis, con ese nombre tan sugerente no podíamos decir que no. Nos citaban hoy día 19 de Marzo, festivo en Malta, en un sitio secreto de Kalkara, una ciudad que está justo al lado de Birgu, donde viven muchos de ellos. Así que cargados de cervezas y comida para la barbacoa, hemos cogido al Rojito y hemos partido hacia Msida en busca de Laura y Cristina, nuestras dos voluntarias favoritas. Que nos perdone el resto, pero a ellas las conocimos primero.

Hippie Spring Party

Hippie Spring Party

Una vez las hemos recogido, los cuatro en el coche, hemos partido hasta el enigmático lugar. El camino a Birgu lo conocíamos, así que no hemos tenido mucho problema en llegar y desde allí nos hemos guiado por las indicaciones del gps, que en Malta nos está siendo de gran ayuda. Una vez hemos llegado a Kalkara allí estaban Lozano Cano y Alberto al lado del puerto, esperándonos para llevarnos por un camino en el que nos hemos jugado un poco la vida, sobre todo Laura que iba con muletas, hasta una pequeña calita rodeada de cuevas, que es donde ya estaba una gran parte de los voluntarios esperándonos.

Cuando hemos visto el sitio la verdad es que nos ha parecido una pasada y no podíamos sentir otra cosa que felicidad por estar allí y además rodeados de tan buena compañía. Además de poder tener una especie de cala con casitas de roca sólo para nosotros, teníamos unas vistas privilegiadas a Valletta, que asomaba al otro lado del mar. También hemos tenido la suerte de que, aunque corría un poco de viento, nos ha hecho un día espléndido. Incluso algún valiente se ha atrevido a darse el primer chapuzón de la temporada, aunque al verle desde fuera no podíamos sentir otra cosa que frío. De esta forma ha transcurrido el día, compartiendo comida y bebida entre todos, contemplando el paisaje con música de fondo, con muchas risas, muchas sonrisas y grandes conversaciones.

Kalkara

Allí hemos estado hasta las nueve de la noche, cuando ya estaba bien entrada la noche y sólo quedábamos unos pocos contemplado una hoguera que nos iluminaba un poco las caras. En ese momento los cuatro del coche, con la incorporación de Carmen, hemos partido de vuelta, no sin antes hacer una parada en el bar del puerto de Kalkara para tomarnos la última cerveza y alargar un poco más este día maravilloso. Justo en ese momento ha aparecido Alberto que se nos ha unido y los seis nos hemos metido en el Mini de vuelta a casa como hemos podido. Menos mal que Alberto se ha bajado en Birgu, que teníais que vernos cómo íbamos los cuatro en la parte de atrás.

¡Muchas gracias a todos por este día! Ha sido un regalo más de esta isla.