Día 8: Id Card

Día 8: Id Card

Hoy hemos decidido ir a realizarnos el Id Card pero antes de ir, esta mañana ha venido un electricista a repararnos algunas cosas que estaban averiadas en la casa, bombillas, enchufes y demás… Es difícil explicar en inglés que se ha fundido una bombilla y que si te las pueden sustituir por unas de bajo consumo.

Una vez aclarado el tema de las bombillas, hemos ido a La Valletta a hacernos el Id Card, que como explicábamos ayer, es la tarjeta de residencia maltesa. Es necesaria para trabajar en Malta siempre que te hagan un contrato, claro. También tiene ventajas como el descuento en el billete de autobús. Para hacerla hemos tenido que ir al Evans Building (mapa), situado en Merchants Street. Podéis consultar los horarios aquí.

Evans building

Evans building

Allí hemos tenido que rellenar un formulario con nuestros datos (nombre, apellidos, teléfono, día de llegada a Malta, número de pasaporte, nombre de los padres,…). Una vez lo entregas, te piden el pasaporte y pasas a una sala en la que te hacen una foto. Por lo visto la foto es sólo una prueba para que el día que vayas a recogerlo vean que eres tú, la foto definitiva te la hacen cuando lo recoges. Después hemos entregado la documentación en otra ventanilla y nos han preguntado cuánto tiempo teníamos previsto estar en Malta. También han fotocopiado nuestro pasaporte, así que no os olvidéis llevarlo cuando vayáis a hacerla. Aunque hemos pasado por varias mesas y ventanillas, es todo bastante rápido, además nos han dicho que en diez días podemos ir a recogerlo.

Una vez terminada la burocracia hemos estado paseando por La Valletta, mucho más transitada de día que de noche, sobre todo por turistas. Allí hemos comprado una tarjeta de prepago para el móvil. La tarjeta cuesta 10 euros y viene sin saldo. Si la recargas con 10 euros puedes elegir entre dos promociones. La primera es llamadas gratis a partir de las 18:00 y los fines de semana durante un mes y la segunda, Tarifa de datos (2Gb de límite) y un número favorito al que llamar gratis. Aquí la mayoría de la gente coge la promoción de llamadas gratis, ya que hay muchos sitios con wifi en la isla.

Para volver hemos cogido el autobús 13, que nos ha dejado en Balluta Bay.

Por la tarde yo he seguido trabajando en la web y después hemos ido a hacer la compra al Lidl, bastante más barato que el Tower Supermarket, aunque más alejado de Sliema. Hemos tenido que coger el autobús para ir, pero merece la pena por los precios, aunque hay que tener cuidado porque algunos productos en Malta son realmente caros.

Y después ya a casita. Es raro, porque los días se aprovechan mucho pero a la vez se pasan muy rápido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.